Ideas para que mi hijo coma bien
Salud y Educación

Ideas para que mi hijo coma mejor

Hoy cuento algunas ideas para que mi hijo coma mejor. Y ya sé que para algunos parece la mar de sencillo, verdad? Pues no lo es. La realidad es que para los padres que tenemos que pasar por esta odisea constante no es nada fácil.

Mi hijo no come bien

Os pongo en antecedentes. Mi hijo de ocho años es el mediano de tres hermanos. Con el mayor todo fue sobre ruedas, excepto con las verduras, pero finalmente conseguí que se las comiera medianamente bien. Pero con el de ocho, llevamos desde que comenzó la alimentación alimentaria intentando que coma en condiciones. No obstante, es uno niño que desde el principio ya tenía problemas de deglución. Lo contaba el otro día en el post de, ¿En qué consiste la ortodoncia removible para niños?, un proceso que fue complicado por la misma causa.

Ahora mismo lo único que come de verduras (si se le puede llamar así), son en forma de potitos, sí, para ser más precisos, los potitos que le entran son los de menestra de verdura con cordero de la marca Hero. Aparte de eso, conseguimos que coma algún trozo de lomo de merluza, croquetas de pollo caseras, algún trocito de pollo empanado, hamburguesas mixtas, y los lácteos casi todos. Si bien come alguna que otra fruta, la mayoría también son potitos y las bolsitas preparadas.

Mi hijo en el pediatra

Toda mi preocupación se ha venido arriba sobre todo este verano, que he notado a mi hijo más delgado, incluso un poco apático. Es por ello que lo primero que he hecho es llevarlo al pediatra para una valoración y para que le mandara a hacer una analítica.

He de decir que en ocasiones los niños tienen etapas en las que bajan de peso a causa de posibles cambios en sus hábitos. Así que quiero pensar que puede que el haberle puesto ortodoncia removible le haya creado un inconveniente a la hora de comer.

La doctora ha dictaminado que la solución no es hacerle una analítica, sino la reeducación de la alimentación. Es decir, que vayamos poco a poco, día a día, ofreciéndole cantidades diminutas de lo mismo que comamos nosotros. Creedme si os digo que esa técnica ya llevamos utilizándola años y no ha dado resultado. Que hay días que hemos tirado la toalla, y que han sido más de los que quisiéramos. No voy a mentir, pero es que es muy duro tener que lidiar con esta situación durante tanto tiempo.

Aun así, la pediatra le ha prescrito la analítica y los resultados han sido positivos, no hay nada por lo que preocuparse a nivel médico por ahora.

Ha sido un alivio para nosotros saber que en ese sentido podemos estar tranquilos, ahora solo toca ir día a día probando métodos nuevos para que coma más y mejor.

¿Qué hacer para que mi hijo coma mejor?

Hace unas semanas lancé una encuesta en twitter para que me dierais ideas para para que mi hijo coma mejor. La verdad es que fueron muchas y algunas de ellas muy útiles. Así que, he llevado algunas a cabo.

Ideas para que mi hijo coma mejor

Recetas divertidas para niños

La más que me ha gustado ha sido la de buscar ideas en Pinterest sobre platos divertidos para niños. Mis resultados no son tan bonitos, pero todo sea por intentar algo nuevo.

Ideas para que mi hijo coma bien
Palmera de las Islas Canarias

La respuesta de mi hijo a la nueva manera de comer ha sido de lo más sorprendente. Es la primera vez que quiso comerse un kiwi y probar la mandarina, además de zamparse el plátano entero. No me digáis que no es un avance, teniendo en cuenta que en los últimos años casi toda la fruta se la comía en formato potito.

Menús para niños

Luego ha habido otra que también he querido probar, y es la de realizar el menú semanal con mi hijo para que él elija los alimentos. De esta manera se ha sentido incluido en todo el proceso. Aquí os dejo el menú que hemos hecho en familia, personalizado para su edad.

Menú para que mi hijo coma bien
Menú semanal personalizado

Este menú tiene tres comidas al día, pero en la realidad hemos hecho 5 comidas diarias. De manera que la fruta del desayuno se la llevado al colegio para la media mañana de lunes a viernes. Y los fines de semana, aunque esté el menú, he sido un poco más flexible y mi hijo ha variado un poco a la hora de los desayunos. También añadimos la merienda con algo de fruta y algún yogur, o galletas caseras.

De momento hemos conseguido que comience a comer pasta, trocitos de verdura cocida, hasta alguna que otra papa. Iremos poco a poco aumentando las cantidades, siempre sin sobrepasar lo que él pueda comer.

Lecturas para ayudarte si tú hijo no quiere comer

El libro por antonomasia para ayudarte si tú hijo no quiere comer, es el del pediatra Carlos González, titulado «Mi niño no me come». En él puedes encontrar pautas de conducta para ir ofreciendo la comida al niño desde bebé, cuando comienza la alimentación complementaria hacia los seis meses de edad. Pero, esta lectura podrá ser útil incluso en niños más mayores.

Otra lectura recomendada y que descubrí hace poco es la de la compañera del blog La abuela lejana, y se titula «Comer para dos». Ella es nutricionista y ha escrito un libro sobre cómo llevar una alimentación sana para toda la familia. Me ha parecido un imprescindible, porque para llevar a cabo todo este proceso con mi hijo hemos tenido que cambiar algunos hábitos en la alimentación. Y qué mejor forma de hacerlo que con un libro que te muestra de manera sencilla y amena cómo ayudar a nuestros hijos/as a que coman de forma saludable.

El día a día de mi hijo

Aunque no sean muchas las ideas para que mi hijo coma bien, cada día logramos avanzar un poco y para nosotros están siendo unos días de éxito. Mi hijo se esfuerza en cada comida para probar nuevas recetas, y nosotros nos sentimos orgullos de él. Creo que es muy importante demostrarle con cariño lo bien que lo está haciendo y animarle para mejorar.

Después de todo lo que he contado, sólo pido un poco de suerte para que el pequeño de la casa no le pase lo mismo. Aunque ya tendría algunas pautas y experiencia para saber qué hacer si mi tercer hijo no quiere comer tampoco.

Si queréis aportar alguna idea más, o también habéis pasado por la misma experiencia, no dudéis en dejar algún comentario, será siempre bienvenido.

comentarios

  • Violeta Jimenez

    Me siento super identificada contigo ya que mi hija cierra el pico a la primera de cambio. Ella nunca tiene hambre, no quiere comer; y tenemos las cosas que más o menos le gusta, y de ahí no podemos salirnos. A ver si pillo algunos de tus trucos y empiezo a hacerlos, aunque yo intenté lo de hacer cosas bonitas con la comida y me la comí yo entera. En fin…

    • Madredetres

      Se pasa mal mal, pero mira nosotros hemos hecho avances, de no comer nada de lo nuestro a comerse medio plato, todo es insistir, pero sin forzar, y día a día ir poniéndole un poco más, si ves que no quiere más ya le pones lo que se haya estado comiendo hasta ahora, como mi hijo que solo comía tres o cuatro cosas contadas. Un abrazo y ánimo.

  • ADELA EMILIA GOMEZ AYALA

    Hola buenas, interesante artículo.

    Para ser un niño que odiaba las verduras, ya tienes un avance importante; sin embargo, desde mi perspectiva nutricional, echo en falta una fruta en la cena. No se si es que el niño no quiere más, o que crees que la fruta por la noche es mala; si es esta última opción, eso es un bulo como una catedral.

    Un cordial saludo

    • Madredetres

      Hola Adela! También creo que es importante la fruta en la cena, pero mi hijo se llena fácilmente y en principio hemos comenzado así, lo que puedo hacer es ponerle menos cantidad en el plato e intentar que se coma la mitad de una fruta, la añadiré al menú a ver qué tal. Gracias por el consejo, un abrazo.

  • Mis Chic@s y yo

    Mucha paciencia!! Al menos las analíticas han salido bien y eso es mucho!! Mi hija mayor era un poco especial para comer también. Para lograr que comiera variado iba probando a variar la receta y presentación de los mismos alimentos. Las verduras solo las comía en puré, menos las espinacas que las comía con bechamel. No quería garbanzos pero comía lentejas.. A base de ir probando y dar con la forma que le gustara, también le hacía caritas en los pures y alguna parafernalia…

    • Madredetres

      Sí, por lo menos estamos tranquilos de que la analítica saliera bien, y creo que estamos consiguiendo que coma cosas que antes ni nos imaginábamos que comería. Gracias por los ánimos, un beso.

  • Mi Mama es Novata

    Mi hijo mayor fue un niño difícil para comer también, si además le unimos sus alergias alimentarias el resultado es que pasamos una época complicada en este aspecto. A nosotros también nos funcionó lo de hacer recetas divertidas!! Y también el ponerle nombres divertidos a las comidas, desde que llamamos planetas a las albóndigas se convirtió en uno de sus platos favoritos

    • Madredetres

      Hasta malabares hacemos los pa-madres si es preciso con niños así jeje. A ver si seguimos con la buena racha y el tercero me sale con mejor apetito. Me alegro de que sobrelleves lo de tu peque bien. Un beso.

Me encantaría saber lo que piensas, así que no te cortes y déjame un comentario!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: